¿Qué hago para eliminar mis datos de internet si están usándolos sin mi consentimiento?

Cada vez que navegamos en internet, los cibernautas dejamos un rastro inmensurable de datos personales e información variada en los servidores de diferentes plataformas llamada huella digital. Sea mediante formularios, publicaciones, comentarios o creando perfiles de redes sociales, toda la información que depositamos en el internet queda a disposición de todos. En ese caso, ¿Qué hago si quiero eliminar mis datos de internet porque los están usando sin permiso?

El tratamiento de datos digitales ha pasado recientemente por muchos cambios de legislación, por este motivo ha elevado su relevancia. No obstante, independientemente de quién sea el responsable por este tratamiento de datos, se deben respetar los pasos y normas de uso justificado de los mismos para salvaguardar la integridad y honor de los usuarios. No es necesario llegar a eliminar mis datos de internet, existen leyes y derechos que cubrirán tu seguridad en línea.

Consentimiento de datos personales en internet: ¿Cómo conseguirlo?

En primer lugar, es necesario aclarar a qué se refiere con datos de carácter personal. Estos se definen como todos aquellos datos que tengan incidencia en el derecho personal. Estos pueden ser derechos constitucionales, relativos al honor, ideología o demás. 

Para eliminar mis datos de internet es necesario conocer cuáles son estos datos, ya que dentro del ciberespacio según el (artículo 5.1 f) del Reglamento de desarrollo de la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD) los datos de carácter personal cubren mayores categorías, como: nombre, imágenes, grabaciones, datos bancarios, información numérica, correos electrónicos y más.

Cuando se refieren al consentimiento de datos personales hablan de la acción afirmativa de la persona del tratamiento de dichos datos. Dentro de la solicitud de consentimiento debe estar expresamente plasmada toda información del referente al uso de los datos y debe ser de libre elección. Si aún quiero eliminar mis datos de internet posterior a la afirmación, también debe de ser posible. Cualquier uso que los responsables le den a los datos que no se encuentre informado en la solicitud será considerado un delito.

Comúnmente, los usuarios de internet terminan afirmando el consentimiento de sus datos sin leer qué uso le darán a los mismos. Por este motivo, es fundamental leer de qué tratan los términos y condiciones de la solicitud para asegurar que no se esté confirmando la difusión de información sensible. Sobre todo con relación a:

  • El tratamiento de datos correspondientes a menores de edad (menos de 13 años). Estos datos requieren el consentimiento del menor y de sus padres o responsables
  • Datos personales recogidos a través de formularios online
  • Datos personales y otro tipo de información recolectada a través de formularios laborales de los empleados
  • El perfil médico compartido a un empleador o profesional de la salud
  • Datos del propietario de un inmueble que se encuentran gestionados por el administrador de la residencia 

El consentimiento de datos personales se encuentra gestionado por el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD). Según la legislación que lo guarda, este consentimiento debe darse de forma clara e inequívoca al usuario, así como una descripción detallada de la gestión de sus datos. Ya que en caso de que no se cumplan estos criterios, puedo optar por recursos para eliminar mis datos de internet.

Previamente las empresas se regían bajo el “consentimiento tácito”, donde las empresas responsables del tratamiento de datos asumen el permiso por parte de los usuarios. Actualmente, todas las páginas deben regirse bajo el “consentimiento expreso obligatorio” de los datos o, de otra manera, estos no podrán ser transmitidos. Esta distinción es importante de conocer si quiero eliminar mis datos de internet.

Para conseguir el consentimiento expreso de los usuarios, el primer paso es crear un formulario o texto en donde se informe al usuario de lo que se pretende hacer con sus datos. A pesar de que se desconoce si el usuario leerá o no el formulario, es necesario dejar todos los detalles explícitamente del uso de datos para evitar conflictos legales.

Derecho a la intimidad personal vs derecho a la protección de datos

Dentro de la Constitución Española se encuentran las bases de las legislaciones que amparan la protección de datos personales. Sin embargo, también es importante resaltar el derecho a la intimidad personal. Esta legislación protege el ámbito de la vida personal de la persona, evitando la indiscreción de terceros.

De la misma forma, el derecho a la protección de datos cubre la garantía del usuario a controlar el uso y el destino de sus propios datos personales, previniendo así el posible uso ilícito que puedan tener secuelas perjudiciales sobre su dignidad. Este permiso cubre la posibilidad de eliminar mis datos de internet, en caso de que así lo desee. No obstante, este no es un derecho absoluto, es decir, puede ceder ante otros derechos fundamentales como la libertad de expresión. 

¿Qué puedo hacer si usan mi información sin consentimiento?

En todo caso donde una empresa esté utilizando los datos personales de algún usuario sin su consentimiento expreso, se está cometiendo una infracción según el artículo 44.3.b de la LOPD. Por este motivo, cualquier persona que se encuentre víctima de esta situación puede denunciar ante la Agencia Europea de Protección de Datos (AEPD) y se encontrarán en su derecho de solicitar indemnización si han sufrido algún daño por esto.

Si el usuario desea solicitar la indemnización por daños e incumplimiento de la LOPD, deben cumplirse ciertos requisitos previos. Entre ellos, la secuela perjudicial debe ser efectiva y haber causado daños reales.

Casos donde no se requiere el consentimiento para el uso de datos

A pesar de que la solicitud del consentimiento para el uso de datos personales de cualquier usuario de internet es un requisito fundamental, existen situaciones donde no es necesario. Por ejemplo, cuando se trata de una investigación histórica o científica se puede dar uso a los datos personales sin consentimiento, debido a que estas tareas investigativas son necesarias para el desarrollo y funcionamiento de la sociedad. 

En lo que respecta a cámaras de seguridad, el consentimiento previo del uso de las imágenes no será necesario en casos como la vigilancia del rendimiento de los trabajadores o por interés legítimo propio como evidencia ante un juicio.

Si se trata de un caso de transparencia informativa, como declaraciones de bienes, se podrá utilizar la información personal sin requerir consentimiento. Igualmente ocurre con noticias de interés propio, como aquellas que puedan ser relevantes o de ayuda para la población. Por otro lado, se requerirá el consentimiento en caso de que sea una noticia que perjudique la imagen del acusado o trate una cuestión penal.

+ posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.